Presencia de grupos étnicos

Elementos a tener en cuenta en áreas sensibles


    En la Fase I: Conociendo el territorio

  • • Identificar claramente los territorios y asentamientos de grupos étnicos en el área de influencia tanto aquellas plenamente reconocidas, como las que están en proceso de reconocimiento por parte de las autoridades competentes.

  • • Establecer el nivel de cumplimiento de las obligaciones legales frente a estas comunidades, en especial, el estado actual del proceso de consulta previa, libre e informada.

  • • Identificar las prioridades culturales, espirituales y tradicionales de las comunidades tanto para hombres como para mujeres pertenecientes a la etnia, así como sus lugares sagrados y sus posibles impactos de operación.

  • • Reconocer y respetar su estructura social y cultural, sus órganos de representación, tiempos y espacios requeridos para las consultas colectivas y procesos propios de toma de decisión, procurando la participación equitativa de mujeres y hombres en la definición de sus intereses colectivos, durante el proceso de participación de las comunidades.

  • •Identificar y conocer los planes de vida de las comunidades (grupos indígenas) o planes de etnodesarrollo (comunidades negras).

  • • Establecer estrategias de comunicación eficaces que permitan un entendimiento claro al interior de las comunidades y sus representantes, es decir, homogenizar el lenguaje y saber para que la comunidad y los representantes de la empresa estén entendiendo, de la misma manera, los conceptos que se manejan en las discusiones.

  • • Dar prioridad a la participación de organizaciones comunitarias o entidades con experiencia en el trabajo con grupos étnicos, para el levantamiento del diagnóstico.


    En la Fase II: Transformando las condiciones de vida de las comunidades

  • • Buscar articulación con las instancias de gobierno local y regional, encargadas de los temas étnicos (secretarías, oficinas asesoras), en la definición de la estrategia de intervención y perfiles de PBC.

  • • Llevar a cabo proyectos de inversión social que pueden ser fortalecidos o complementados con las inversiones de PBC. En la medida de lo posible, buscar articular ambos procesos dando continuidad a las mejores iniciativas en marcha, en el marco del desarrollo de la consulta previa.

  • • Incorporar un enfoque étnico y cultural a las inversiones, en cuanto a las áreas y líneas de inversión propuestas, reconociendo los saberes tradicionales y las prácticas ancestrales. Por ejemplo, en temas de salud, es necesario buscar un equilibrio entre la medicina tradicional y la medicina occidental que permita el adecuado desarrollo de las intervenciones y su aceptación por parte de las comunidades.

  • • Dar prioridad a la participación de organizaciones comunitarias o entidades con experiencia en el trabajo con grupos étnicos para la ejecución de los PBC.

  • En la Fase III: Aprendiendo y mejorando

  • • Desarrollar mecanismos de seguimiento coordinados con los representantes de las comunidades, de tal forma que permita aprovechar las estructuras organizativas ya establecidas y reconocidas.

Territorios con dificultades de orden público y conflictos sociales

Elementos a tener en cuenta en áreas sensibles


    En la Fase I: Conociendo el territorio

  • • En el proceso de información sobre las actividades de hidrocarburos, roles y obligaciones de las partes, correspondientes a la Fase I, es fundamental buscar un balance realista entre las expectativas e intereses de la comunidad, las autoridades locales y las capacidades de inversión de la empresa.

  • • En el mapeo de actores identificar organizaciones con amplio reconocimiento en el territorio y que gocen de la confianza de las comunidades y los distintos actores locales: por ejemplo las Iglesias, la Pastoral Social, los grupos misioneros, las ONG, fundaciones, entre otros. Articular y coordinar acciones con estas organizaciones facilitará el desarrollo de actividades y la aceptación por parte de las comunidades, disminuyendo riesgos asociados al conflicto armado.

  • • Convocar de manera abierta las comunidades para las distintas actividades participativas previstas. Identificar tanto líderes formales como naturales o informales con ascendencia y reconocimiento dentro de la comunidad.

  • • El sistema de atención de quejas y reclamos, así como las comunicaciones efectivas con las comunidades y autoridades locales, deberán mantenerse en constante evaluación y mejoramiento, especialmente en comunidades con dificultades organizativas o desestructuradas.

  • • Conocer y mantener actualizados los protocolos de comunicación con los grupos étnicos.

  • • Tener en cuenta los protocolos de prevención y atención de la conflictividad social alrededor de la industria de hidrocarburos, establecidos por el Gobierno Nacional.

  • • Dentro de las actividades de diagnóstico incluir una evaluación de riesgos asociada a la situación de orden público y conflicto armado en la región. El equipo encargado de realizar el diagnóstico debe tener experiencia y conocimiento suficiente en estos temas.

  • • Realizar actualizaciones periódicas de la evaluación de riesgos (al menos cada seis meses).

  • • Las empresas y organizaciones comunitarias encargadas de realizar los diagnósticos deberán estar debidamente capacitadas para el trabajo y relacionamiento con comunidades. Así mismo, formados en técnicas de manejo y resolución de conflictos, facilitación y negociación, entre otros.

    En la Fase II: Transformando las condiciones de vida de las comunidades

  • • El rigor en el cumplimiento de los compromisos adquiridos con las comunidades son la base para la construcción de confianza y disminución de riesgos asociados al conflicto armado. Evitar retrasos injustificados en la ejecución de las inversiones, modificaciones sin previo acuerdo entre las partes y comunidad, o cambios inesperados en las metas, objetivos propuestos y montos de inversión.

  • • Procurar desarrollar las actividades de inversión de manera coordinada y articulada con los demás socios o aliados del programa. Así mismo, es altamente deseable que en los equipos de terreno siempre haya participación de las organizaciones ejecutoras y/o facilitadoras.

  • • La empresa de hidrocarburos debe tomar todas las medidas necesarias para prevenir, mitigar y compensar de manera adecuada y proporcional las afectaciones sociales y ambientales que generan sus actividades en el territorio. Sin una adecuada gestión de los efectos colaterales de las operaciones aumentará el descontento social y los riesgos asociados al conflicto armado.

  • En la Fase III: Aprendiendo y mejorando

  • • Las respuestas y acciones correctivas implementadas deberán realizarse con la mayor diligencia y oportunidad posible.

Aspectos ambientales

Elementos a tener en cuenta en áreas sensibles


    En la Fase I: Conociendo el territorio

  • • Tener en cuenta el conocimiento que tienen las comunidades sobre las necesidades ambientales identificadas en su territorio.

  • • Evaluar e identificar, de manera temprana, los temas ambientales y sociales priorizados del área mediante uso de herramientas como por ejemplo, las evaluaciones de impacto.

  • • Identificar y mapear las áreas sensibles del área de operación e influencia directa o indirecta, tales como (humedales, pantanos, ecosistemas estratégicos, hábitat de especies endémicas, hábitat de especies en peligro de extinción, bosques secos, arrecifes de coral, pastos marinos, manglares, áreas con presencia de comunidades indígenas y/o negras, entornos urbanos cercanos muy poblados, zonas desérticas, etc.).

  • • Consultar documentos internacionales que presenten directrices para implementar proyectos que protejan los recursos naturales más allá de lo establecido en la Licencia Ambiental y que se puedan desarrollar a través de un PBC.


    En la Fase II: Transformando las condiciones de vida de las comunidades

  • • Cumplir con los compromisos pactados con las comunidades sobre la implementación de proyectos y actividades de conservación de los recursos naturales y demás áreas sensibles.

  • • Apoyarse en actores (institutos de investigación, universidades entre otros) que tengan conocimiento técnico de alto nivel en gestión de proyectos ambientales, para que la implementación de sus actividades sea exitosa.

  • • Las actividades realizadas durante la ejecución del PBC no deberán ir en detrimento del medio ambiente, por el contrario, deben promover la conservación de los ecosistemas.

  • • Para la implementación de los PBC tener en cuenta el uso de tecnologías que sean amigables con el medio ambiente y consideren el uso eficiente de los recursos naturales- Por ejemplo: implementación de tecnologías limpias, energía solar, energía eólica, proyectos pecuarios y agrícolas sostenibles, sistemas eficientes de riego, entre otros.

  • En la Fase III: Aprendiendo y mejorando

  • • Implementar programas de monitoreo y seguimiento periódico a sus proyectos.

  • • Identificar y replicar el uso de nuevas tecnologías eficientes.

Actividades costa afuera

Elementos a tener en cuenta en áreas sensibles


    En la Fase I: Conociendo el territorio

  • • Contactar la Dirección General Marítima y Portuaria para identificar la capitanía de puerto que tenga jurisdicción en el área de influencia directa, definida por la empresa para adelantar el desarrollo del Programa en Beneficio de la Comunidad.

  • • Identificar otras autoridades locales que tengan jurisdicción en el área tales como la Corporación Autónoma Regional, Junta Departamental de Acuicultura y Pesca, unidades especiales de desarrollo fronterizo, entre otras.

  • • Identificar y conocer los planes, programas o proyectos sociales que adelanten o vayan adelantar las autoridades anteriormente mencionadas, en el marco de sus facultades.

  • • Solicitar información a estos entes sobre las características y condiciones de las comunidades que tengan que ver con el alcance de sus funciones y atribuciones.

  • • Verificar las posibilidades de vinculación del Programa en Beneficio de las Comunidades con los planes y programas de integración y desarrollo fronterizo vigentes, al igual que con los planes sectoriales de turismo si existen.


    En la Fase II: Transformando las condiciones de vida de las comunidades

  • • En la definición de la estrategia de intervención y perfiles de PBC buscar articulación con las inversiones que las autoridades marítimas, portuarias y turísticas de la zona tengan planeado o estén ejecutando.

  • • En cuanto a las áreas y líneas de inversión propuestas, incorporar un enfoque que esté directamente relacionado con las principales necesidades y actividades económicas propias de dichas comunidades, así como su entorno cultural.

  • En la Fase III: Aprendiendo y mejorando

  • • Desarrollar mecanismos de articulación de inversiones entre las empresas petroleras que realizan operaciones en bloques costa afuera (ubicados en el mar territorial, la zona contigua, la plataforma continental, la zona económica exclusiva) y en bloques ubicados en los departamentos que cubren la costa Pacífica y la costa Caribe.

  • • Participar en el diseño de las políticas de desarrollo local o regional que permitan una integración armoniosa entre las actividades económicas locales de las zonas costeras y de la industria de los hidrocarburos.

Table of Contents